Capítulo III

Las reuniones sociales tienden a tomar caminos divertidos en la medida que hay variedad de personas ocupando un mismo lugar, se desafían incluso leyes físicas, se rompe el statu quo de las cosas. -¡Matías!- grita Lucrecia entrando haciendo momerías.  -Luuu- Matías responde compinche. . -Que lindo sitio en el que te has montado niño, te presento a Francia, a Pilar y Arturo- dice Lu.  Matías … Continúa leyendo Capítulo III

Capítulo II

Matías se tumba en un tapete tipo persa. Apenas despierta sube por una ciruela y se acuesta en su cama. Delirio, zumbidos, sentencias, confrontaciones y sudor frio, incomodidad y existencialismo. La luz como la verdad duelen. Se despierta y retirando sus ropas llenas del humor pesado que carga, toma una ducha, piensa. “Que el agua limpie mis pecados, es un momento positivista, un devenir traerá … Continúa leyendo Capítulo II

Onfalocele: el origen de juan sin ombligo

Una amiga me dijo que otro contaría mi historia, pero quise dejarle pistas. Esta empezó antes que se contara, un puñado de átomos en el líquido amniótico flotaba. Fue en una mañana como cualquier otra en el año ochenta y siete a los veintisiete días de diciembre, mi madre creía que su día sería ir a un bautismo, pero ella rompió fuente antes de poder … Continúa leyendo Onfalocele: el origen de juan sin ombligo

Tercer entrega animales domésticos: mi iguana y la misa de las seis.

Ha llegado el final de los tiempos. Lo han dicho mi predicador, y muchos otros más, incluso años atrás. Todo es tan cambiante, que hasta podría creer que el final está por empezar. No les mentiré, soy de aquellos que quisiera ver el mundo arder. Yo y mi iguana cocainómana en realidad quisiéramos ver el mundo arder, pero acá… No para de llover. Hay mucho … Continúa leyendo Tercer entrega animales domésticos: mi iguana y la misa de las seis.

De la serie de animales domésticos: para pasar al otro mundo.

Desde muy chica sé cómo funciona el mundo. Yo he ido y vuelto, del lugar en que la mayoría van sin volver. Allá todo es igual que acá, la única diferencia es que… Nadie sufre. Nadie es feliz. Nadie come. Nadie se llena. Digamos que mi interés por el más allá… Nació el día en que mis padres me dejaron en el más acá. En … Continúa leyendo De la serie de animales domésticos: para pasar al otro mundo.

De la serie animales domésticos: Lo que ayer me dijo nuestro perro por la ventana

Ayer cuando pasé a visitarte no estabas, pero, se asomó el perro por la ventana. Siempre has sabido, desde nuestra ruptura, que lo quería para mí, pero tú, generosamente te lo quedaste. Sabías que le haría daño, apenas se cuidar de mí mismo, y lo hago a medias.  Sabías que lo quería vivito y coleando y bajo tu tutela al menos lo vería una vez … Continúa leyendo De la serie animales domésticos: Lo que ayer me dijo nuestro perro por la ventana